LUGAR DE ENCUENTRO DE LOS MISIONEROS DE TODO EL MUNDO
MISIONEROS EN CAMINO: Evangelio Misionero del Día: 31 de Mayo de 2011 - Sexta Semana de Pascua - Ciclo A
NO DEJES DE VISITAR
www.caminomisionero.blogspot.com
El blog donde encontrarás abundante material para orar y meditar sobre la liturgia del Domingo. Reflexiones teológicas y filosóficas. Videos y música para meditar. Artículos y pensamientos de los grandes guías de nuestra Iglesia y Noticias sobre todo lo que acontece en toda la vida eclesial
Fireworks Text - http://www.fireworkstext.com
BREVE COMENTARIO, REFLEXIÓN U ORACIÓN CON EL EVANGELIO DEL DÍA, DESDE LA VIVENCIA MISIONERA
SI DESEAS RECIBIR EL EVANGELIO MISIONERO DEL DÍA EN TU MAIL, DEBES SUSCRIBIRTE EN EL RECUADRO HABILITADO EN LA COLUMNA DE LA DERECHA

lunes, 30 de mayo de 2011

Evangelio Misionero del Día: 31 de Mayo de 2011 - Sexta Semana de Pascua - Ciclo A

LA VISITACIÓN DE SANTA MARÍA VIRGEN

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Lucas 1, 39-56

Durante su embarazo, María partió y fue sin demora a un pueblo de la montaña de Judá. Entró en la casa de Zacarías y saludó a Isabel. Apenas ésta oyó el saludo de María, el niño saltó de alegría en su vientre, e Isabel, llena del Espíritu Santo, exclamó:
«¡Tú eres bendita entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre! ¿Quién soy yo, para que la madre de mi Señor venga a visitarme? Apenas oí tu saludo, el niño saltó de alegría en mi vientre. Feliz de ti por haber creído que se cumplirá lo que te fue anunciado de parte del Señor».
María dijo entonces:
«Mi alma canta la grandeza del Señor,
y mi espíritu se estremece de gozo en Dios, mi Salvador,
porque Él miró con bondad la pequeñez de su servidora.
En adelante todas las generaciones me llamarán feliz,
porque el Todopoderoso ha hecho en mí grandes cosas:
¡su Nombre es santo!
Su misericordia se extiende de generación en generación
sobre aquéllos que lo temen.
Desplegó la fuerza de su brazo,
dispersó a los soberbios de corazón.
Derribó a los poderosos de su trono
y elevó a los humildes.
Colmó de bienes a los hambrientos
y despidió a los ricos con las manos vacías.
Socorrió a Israel, su servidor,
acordándose de su misericordia,
como lo había prometido a nuestros padres,
en favor de Abraham y de su descendencia para siempre».
María permaneció con Isabel unos tres meses y luego regresó a su casa.

Compartiendo la Palabra
Por Dominicos.org

La Iglesia celebra hoy la fiesta de la Visitación de la Virgen María a su prima Isabel en la ciudad donde ésta vivía en Judá. Lucas es quien nos narra este acontecimiento familiar: la conversación entre 2 primas, la cuales se encontraban encintas.

Según nos narra Lucas, María entró en la casa de su prima y saludó. El primero que responde a este saludo es el niño que porta Isabel en su seno. Esto puede indicarnos algo del tono profético de pasaje. En el AT, los grandes profetas son siempre elegidos por Dios desde el seno materno. Por eso, Juan el Bautista, el hijo que portaba Isabel en su seno, es el elegido como el último profeta, justamente en esta escena. Se comienza desde el seno materno a preparar el camino…

A continuación, encontramos el famoso diálogo entre Isabel y María. Con Isabel comienza el diálogo por medio de una pregunta: ¿Quién soy yo para que me visite la Madre de mi Señor? Isabel sabe el secreto que porta María en su seno. Un secreto que sólo había sido desvelado por el ángel en la Anunciación a María. Isabel es también, desde ahora, conocedora de este secreto. Desvelado el secreto, Isabel proclama un himno: “Bendita tú entre las mujeres y bendito el Fruto de tu seno”. María es bendecida por Dios para ser la cuna de Dios en la tierra. Ante tal misión, de los labios de María sale la bellísima canción del Magnificat.

María, con la elegancia, la finura, la dulzura, la ternura… propia de las madres, fija su mirada en las acciones de Dios a lo largo de la historia de su pueblo Israel: Dios por pura misericordia prefiere a los pobres y humildes; porque de esa manera manifiesta su poder, su santidad y su fidelidad al ser humano, pese a todo pecado. Esta es la promesa hecha a Israel desde el tiempo de los patriarcas: la salvación es más fuerte que el pecado. La última Palabra es de Dios y no del mal.

Por último, miremos este momento de la vida de María desde una visión personal… ¿Qué nos dice María a nosotros hoy de Jesucrito? Hoy quizás podemos pararnos a ver cómo María porto en su seno durante 9 meses al Hijo de Dios, Jesucristo, la Palabra de Dios; y luego doy a luz… Todos podemos dar a luz a Jesucristo en nuestro mundo predicando. Para ello, enseñan los predicadores, lo más importante es orar, meditar, rumiar la Palabra de Dios durante un tiempo. El resto es cosa de Dios.

Fray José Rafael Reyes González
Casa Santissima Trinità degli Spagnoli-Roma

Oramos con la Palabra

JESUCRISTO: se cierra el mes de mayo con el recuerdo de tu Madre, que, contigo en su seno –primera procesión del Corpus–, corrió presurosa a casa de Isabel. La que se declaró esclava del Señor se hizo sierva de su prima, cuyo hijo saltó de gozo en sus entrañas. Unido a tu Madre, proclama en mi alma tu grandeza, Señor, y se alegra mi espíritu en Dios, mi salvador...


WebJCP | Abril 2007