LUGAR DE ENCUENTRO DE LOS MISIONEROS DE TODO EL MUNDO
MISIONEROS EN CAMINO: Noticias Misioneras del Mundo: 29 de Setiembre de 2011
NO DEJES DE VISITAR
www.caminomisionero.blogspot.com
El blog donde encontrarás abundante material para orar y meditar sobre la liturgia del Domingo. Reflexiones teológicas y filosóficas. Videos y música para meditar. Artículos y pensamientos de los grandes guías de nuestra Iglesia y Noticias sobre todo lo que acontece en toda la vida eclesial
Fireworks Text - http://www.fireworkstext.com
BREVE COMENTARIO, REFLEXIÓN U ORACIÓN CON EL EVANGELIO DEL DÍA, DESDE LA VIVENCIA MISIONERA
SI DESEAS RECIBIR EL EVANGELIO MISIONERO DEL DÍA EN TU MAIL, DEBES SUSCRIBIRTE EN EL RECUADRO HABILITADO EN LA COLUMNA DE LA DERECHA

jueves, 29 de septiembre de 2011

Noticias Misioneras del Mundo: 29 de Setiembre de 2011

Publicado por OMPRESS

- El DOMUND con las heroínas que trabajan cada día por los niños
- Carta del Obispo de Albacete con motivo del DOMUND 2011
- 65 obispos capuchinos se reúnen en San Giovanni Rotondo, la ciudad del Padre Pío
- Fundación Ilumináfrica de Zaragoza presenta su labor en El Chad

Image Hosted by ImageShack.us

El DOMUND con las heroínas que trabajan cada día por los niños
OMPRESS-MADRID (29-09-11) Las religiosas constituyen más del 50% de los misioneros españoles. Existen más de dos centenares y medio de congregaciones religiosas femeninas con presencia en España que tienen hermanas en países del Tercer Mundo. La mayor parte de la labor asistencial de la Iglesia en zonas donde la pobreza y la miseria atenazan a la gente la realizan ellas. Pero estas cifras y porcentajes no muestran los innumerables gestos de amor que estas hermanas realizan todos los días, y las sonrisas y el cariño que destinan a miles y miles de niños en todos los continentes.
Las Obras Misionales Pontificias, gracias a la campaña del DOMUND, destinan todos los años una parte de la generosidad de tantos católicos a ayudar a estas heroínas. Se trata de colaborar en la construcción y reparación de sus conventos, hogares y casas. Sólo en la India, el DOMUND destina 150.000 dólares a este fin, como la construcción del convento de las hermanas franciscanas en Simonbadi, Bhubaneswar. Llevan tres años en el pueblo y el orfanato fue lo primero que sacaron adelante, además de dedicarse todos los días a dispensar cuidados sanitarios a los niños y niñas de las castas más bajas.
Las hermanas, sean de la congregación que sean, siempre piensan primero en los niños y después en ellas. En Jamshedpur se ayuda a las hermanas Teresianas Carmelitas de Dhanbad en la construcción de su casa, puesto que hasta ahora se han acomodado como han podido en la escuela hogar donde acogen a niños de las tribus. En Mysngat, se ha podido hacer llegar 20.000 dólares a las hermanas Ursulinas que están construyendo su convento que se ubicará al lado del colegio de primaria donde atienden a más de 200 niños de 20 aldeas cercanas.
Las Siervas del Espíritu Santo de Darampuri, las Hermanas de Santa Ana en Ayra, las Hermanas de Nuestra Señora de la Misericordia de Hiriyur, la Congregación Reina de los Apóstoles en Bindhaintoli, las Hermanas Reparadoras de Taungngu, todas en la India, dedican su jornada a que el día a día de los niños tenga esperanza.
Son muchos los proyectos a favor de los niños que los medios de comunicación y las organizaciones de ayuda presentan. Desde las Obras Misionales Pontificias se apoya directamente a estas hermanas porque ellas mismas son, sin duda, el mejor proyecto de ayuda a la infancia.



Carta del Obispo de Albacete con motivo del Domund 2011
OMPRESS-ALBACETE (29-09-11) Con motivo de la jornada del Domund que se celebrá el próximo día 23 de octubre, el Obispo de Albacete, Mons. Ciriaco Benavente Mateos, ha escrito la siguiente carta a sus fieles diocesanos:
“En la Jornada Mundial de la Propagación de la Fe (Domund) de este año 2011 vuelve a resonar en nuestros oídos y en nuestro corazón la voz amiga que escucharon los discípulos de la primera hora de labios del Resucitado en la tarde de Pascua: ‘Como el Padre me envió, así os envío yo’ (Jn 20,21).
‘…Así os envío yo’. Porque se trata de prolongar la misma misión, la que tiene su origen en las entrañas de Dios Padre, que envió a su Hijo, ungido por el Espíritu, para hacer partícipes a los hombres de la vida, del amor, de la salvación llevada a cabo por Jesús en su muerte y resurrección.
La Iglesia ‘es por su propia naturaleza misionera. Tiene su origen en la misión del Hijo y la misión del espíritu Santo, según el plan de Dios Padre’ (Ad gentes 2) Evangelizar es ‘la dicha y vocación propia de la Iglesia, su identidad más profunda. Existe para evangelizar’ (Pablo VI. Evangelii nuntiandi, 14). Toda la Iglesia, en todos sus miembros es, pues, la heredera de ese envío, la destinataria de ese encargo del que ninguno de los bautizados podemos sustraernos: ‘Cristo resucitado nos convoca de nuevo, como en el Cenáculo, donde al atardecer del día primero de a semana (Jn 20,19) se presentó a los suyos para exhalar sobre ellos el don vivificante del Espíritu e iniciarlos en la gran aventura de la evangelización’ (NMI 56).
Seguimos en el mismo surco abierto por Cristo, con el impulso de Pentecostés, con entusiasmo renovado para testimoniar su amor, mirando hacia delante con profundo respeto a la libertad de cada hombre, fijos los ojos en Jesús, cuyo anuncio es gracia, cuya acogida es salvación para toda la humanidad.
‘Es el servicio más valioso que la Iglesia puede prestar a la humanidad y a toda persona que busca las razones profundas para vivir en plenitud la existencia’, nos dice Benedicto XVI en su Mensaje para esta Jornada.
Tomar conciencia de este encargo nos ayudará no sólo a vivir con más intensidad la urgencia de llevar el Evangelio a aquellos lugares en que todavía no ha sido proclamado, sino también a los países de antigua cristiandad ‘que, como dice el Papa, habiendo recibido el anuncio del evangelio, lo han olvidado y abandonado, y no se reconocen ya en la Iglesia’. A esta llamada responde el Plan pastoral que, en estos días, se presenta en nuestras parroquias y arciprestazgos de Albacete.
Cada año, en el día del Domund, no podemos dejar de recordar a los misioneros y misioneras, en general, y a nuestros misioneros y misioneras de Albacete, en particular. Ellos entregan su vida para al salvación de otras vidas. En sus manos, el anuncio del Evangelio ha cuajado en miles de obras sociales: en comedores, hospitales y escuelas, en medicinas para el cuerpo y en consuelo para el espíritu. En los arrabales del mundo, con escaso equipaje, con mucho amor y una inabarcable esperanza, los misioneros son forjadores de un mundo nuevo y mejor. La Buena Nueva que llevan en sus manos y en su corazón abarca al hombre entero en sus necesidades materiales y espirituales. Hace años, frente algunos escándalos sórdidos y siempre lamentables, alardeados con profusión por los medios de comunicación, decía un articulista que ‘si los periódicos dedicasen la misma atención a la epopeya anónima y cotidiana de los misioneros, no quedaría papel en el mundo’ (J. M. Prada. ABC, 26, 3, 2001).
Esta epopeya hermosa, que dignifica a la humanidad y la surca con rasgos en los que se adivina la presencia del Reino de Dios, tiene que seguir con el impulso de nuevas vocaciones misioneras y con el aliento y la ayuda de nuestras comunidades cristianas. Aunque no todos estemos en la vanguardia de los frentes de la misión, todos podemos secundar el mandado de Cristo a todos dirigido y que a todos nos concierne. El Papa, en el mensaje que vengo cintando, lo dice con una rotundidad inusitada: ‘La misión universal implica a todos, todo y siempre’. Un cristiano que no siente la inquietud misionera es que no ha conocido a Cristo. Todos los que se han encontrado con Jesús resucitado han sentido la necesidad de anunciarlo a otros, como hicieron discípulos de Emaús. La solicitud por los misioneros, la ocupación y preocupación por las misiones de allá, rejuvenece a nuestra Iglesia, la vigoriza y la renueva en su impulso evangelizador acá.
El ‘así os envío yo’ resuena en el ‘podéis ir en paz’ del final de cada Eucaristía. Este envío ha de resonar cada domingo en nuestro corazón y en nuestra mente con tanta fuerza que nos implique en la misión evangelizadora. Quienes nos hemos encontrado con Jesús al partir el pan hemos de correr hacia nuestros hermanos para llevarles el gran anuncio: ‘¡Hemos visto al Señor!’ (Cf. NMI 59).
Que Santa María, estrella de la evangelización, nos conceda el don de la perseverancia en la tarea misionera.”



65 obispos capuchinos se reúnen en San Giovanni Rotondo, la ciudad del Padre Pío
OMPRESS-ITALIA (29-09-11) Provenientes de todo el mundo se han reunido en la ciudad italiana del Padre Pío de Pietralcina, San Giovanni Rotondo, 65 obispos capuchinos provenientes de todo el mundo. Invitados por el Ministro General de los Capuchinos, aquellos obispos que no pudieron participar – son en total 89 – manifestaron su cercanía a los presentes. Muchos llegan de misiones, pero también de lugares como Boston, con el cardenal Sean O’Malley, arzobispo de dicha ciudad.
Entre los temas de reflexión propuestos estuvieron la Identidad Capuchina y el Ministerio Episcopal; el Obispo y la Orden/Provincia: Comunión y Colaboración; el Regreso a la Provincia de los Obispos eméritos (la situación canónica-jurídica y la reinserción en la Provincia); los Santos obispos Capuchinos, modelos de santidad…
Entre los obispos capuchinos se cuentan dos obispos misioneros españoles: Mons. Felipe González González, Vicario Apostólico de Tucupita, en Venezuela, y Mons. Jesús Esteban Sádaba Pérez, Vicario Apostólico de Aguarico, en Ecuador. Este verano, el 13 de agosto, fallecía el también obispo capuchino Mons. Agustín Romualdo Álvarez, Vicario Apostólico emérito de Machiques, en Venezuela.



Fundación Ilumináfrica de Zaragoza presenta su labor en el Chad
OMPRESS-ZARAGOZA (29-09-11) Por tercer año consecutivo, Fundación Ilumináfrica presentará mañana viernes en Zaragoza la campaña del cachirulo solidario con motivo de las fiestas del Pilar. Con esta iniciativa pretenden no sólo recaudar fondos para financiar las diferentes expediciones que realiza anualmente al Chad, sino dar a conocer el trabajo de esta entidad. Uno de los proyectos de esta ONG es apoyar a un equipo de oftalmólogos, entre los que se encuentra el doctor Enrique Mínguez que lleva varios años desplazándose al Chad, para tratar a la gente sin recursos que tienen problemas de visión.
En el transcurso del acto de mañana, que tendrá lugar en el Salón Rioja Ibercaja de Zaragoza a las 19,30 horas, se podrá conocer, a través de una exposición, todo el trabajo que realizan en el Chad.
Según el misionero español en México, concretamente en Veracruz, padre Victorino Ruiz Solá, que fue operado hace ya unos años de cataratas por el doctor Mínguez y su equipo de oftalmólogos, estos viajes al Chad, el desplazamiento, material y todo lo que supone estar en un país extranjero, manutención, alojamiento... exige cuantiosos gastos y, además, no están exentos de dificultades. En una ocasión los oftalmólogos tuvieron que refugiarse en una misión de los escolapios en Camerún con motivo de unas revueltas que hubo en el Chad. El padre Victorino apoya la campaña con la esperanza de que “andando el tiempo, este equipo de oftalmólogos también puedan trabajar en Camerún”.


WebJCP | Abril 2007