LUGAR DE ENCUENTRO DE LOS MISIONEROS DE TODO EL MUNDO
MISIONEROS EN CAMINO: Noticias Misioneras del Mundo: 25 de Octubre de 2011
NO DEJES DE VISITAR
www.caminomisionero.blogspot.com
El blog donde encontrarás abundante material para orar y meditar sobre la liturgia del Domingo. Reflexiones teológicas y filosóficas. Videos y música para meditar. Artículos y pensamientos de los grandes guías de nuestra Iglesia y Noticias sobre todo lo que acontece en toda la vida eclesial
Fireworks Text - http://www.fireworkstext.com
BREVE COMENTARIO, REFLEXIÓN U ORACIÓN CON EL EVANGELIO DEL DÍA, DESDE LA VIVENCIA MISIONERA
SI DESEAS RECIBIR EL EVANGELIO MISIONERO DEL DÍA EN TU MAIL, DEBES SUSCRIBIRTE EN EL RECUADRO HABILITADO EN LA COLUMNA DE LA DERECHA

martes, 25 de octubre de 2011

Noticias Misioneras del Mundo: 25 de Octubre de 2011

Por OMPRESS

- El tren del DOMUND reúne a más de 2.000 niños en Arévalo, Ávila
- Singapur, una Iglesia joven pero que ya evangeliza: 83 misioneros del país
- "La Iglesia actual es muy consciente de su misión evangelizadora", declara el cardenal de Barcelona
- El obispo de Barbastro: "¡Gracias, queridos misioneros!"
Image Hosted by ImageShack.us

El tren del DOMUND reúne a más de 2.000 niños en Arévalo, Ávila
OMPRESS-MADRID (25-10-11) Arévalo, localidad situada al norte de la provincia de Ávila, ha acogido este año a más de 2.000 niños que, llegados de 21 diócesis españolas, participaban en el “Tren Misionero” que Cristianos Sin Fronteras organiza todos los años con motivo del DOMUND. El lema de este año era “Youcat en la mochila. Misión en el corazón”.
A las 10 de la mañana llegaba el tren a la estación de Arévalo procedente de Atocha en el que viajaban la mayor parte de los chicos. El resto llegaba también en tren procedentes de Valladolid y León. Los participantes fueron recibidos por unos 42 voluntarios de Árévalo, junto con el párroco Alejandro Cabrero, que les acompañaron durante toda la jornada. Todos juntos iniciaron desde allí una marcha de 3 kilómetros hasta llegar a la plaza de la Villa, lugar previsto para comenzar las diferentes actividades preparadas para esta jornada y, donde fueron recibidos por el alcalde de la ciudad, Vidal Galicia Jaramillo.
Después de una catequesis por grupos, se celebró, a las 12,30 horas, una multitudinaria Eucaristía al aire libre que presidió el obispo de Ávila, Mons. Jesús García Burillo. En su homilía, el obispo recordó la JMJ e hizo hincapié en el lema afirmando que “si hay Youcat en la mochila, habrá con toda seguridad Misión en el corazón”.
Mons. García Burillo alentó a los chicos a saber vivir la jornada del DOMUND en sus comunidades y en comunidad. En el transcurso de la Eucaristía tuvo lugar la celebración del envío. Un grupo de chicos, en representación de todos portando una vela encendida como LUZ de comunión, recibieron el mensaje de envío misionero a sus respectivas comunidades.
En dicho mensaje el obispo decía que “es tiempo de una evangelización nueva; de echar mano de la seguridad en la persona de Jesucristo enviado por Dios como Salvador para hoy; de echar mano de nuestra seguridad en nosotros, Iglesia, sacramento de la acción de Dios para este momento; de vernos como Jesucristo nos ve y nos hace: aval y legitimación de su misión. (...) Es hora de subir al tren de la misión, de emprender el camino de ‘rehacer en su trabazón interna las comunidades’; de anunciar la conversión a individuos y familias, a comunidades de vida consagrada y parroquias, decirles que tienen señalado el estilo y forma de trabajar: ser en una cultura del sinsentido ‘casa y escuela de la comunión’.”
Después de la comida, sobre las 15,30 comenzó la fiesta misionera con cantos y música. Los viajeros de este tren especial DOMUND regresaron a sus respectivas ciudades alrededor de las 17,00 horas.



Singapur, una Iglesia joven pero que ya evangeliza: 83 misioneros del país en todo el mundo
OMPRESS-SINGAPUR (25-10-11) La Iglesia de Singapur cuenta con 83 misioneros, que muestran la vitalidad y la madurez de una joven Iglesia.
El primer misionero católico llegó a Singapur en 1821, dos años después de su fundación por los ingleses, por lo que la Iglesia ha formado parte de la historia de este estado ciudad desde sus inicios. Hoy apenas alcanza el 4% de una población de más de cuatro millones de habitantes, pero experimenta un notable aumento en los últimos años, sobre todo gracias al bautismo de adultos.
Con motivo de la Jornada Misionera Mundial del Domingo, el DOMUND, la Iglesia de Singapur ha querido recordar a sus misioneros, nacidos en el país y enviados a todo el mundo desde esta Iglesia. Ha hecho públicos sus congregaciones, nombres y destinos, pidiendo a los fieles que respalden con su oración la entrega de estas mujeres y hombres, con orígenes culturales diversos – en las parroquias de Singapur hay misas en 7 idiomas diferentes – pero unidos en su labor de anunciar el Evangelio. Los misioneros de Singapur están en Mongolia, en Kenya, en Vietnam… en 21 países en total, y pertenecen a 18 congregaciones e instituciones misioneras diferentes.
Desgraciadamente, la persecución que sufren los cristianos en tantas partes del mundo ha hecho que algunos datos se hayan tenido que ocultar. Es algo que ocurre también con los datos de los misioneros y de cristianos y clero de otros países



“La Iglesia actual es muy consciente de su misión evangelizadora”, declara el cardenal de Barcelona
OMPRESS-BARCELONA (25-10-11) Mons. Lluís Martínez Sistach, cardenal arzobispo de Barcelona, en la carta con motivo del DOMUND recuerda que debemos sentir la responsabilidad de ser todos misioneros y afirma que la Iglesia de Barcelona desea también sintonizar con la preocupación de la Iglesia universal.
“Hoy celebra la Iglesia católica en el mundo entero el Domingo Mundial de las Misiones, conocido entre nosotros, de forma abreviada, como la jornada del Domund. Tiene por lema: ‘También yo os envío’, palabras del Evangelio de San Juan (Jn 20,21).
Este lema nos recuerda las palabras de Jesús resucitado a sus discípulos: ‘Paz a vosotros. Como el Padre me envió a mi, también yo os envío a vosotros’. Como nos recuerda el Papa en el mensaje que ha publicado para esta jornada, ‘los destinatarios del anuncio del Evangelio son todos los pueblos’. Y se hace eco de lo enseñado por el Concilio Vaticano II al decir que ‘la Iglesia es por naturaleza misionera, ya que tiene su origen en la misión del Hijo y la misión del Espíritu Santo según el plan de Dios Padre’. Como afirmó Pablo VI ‘la Iglesia existe para evangelizar’.
Esta jornada nos invita a sentir la responsabilidad de ser todos misioneros de Cristo en nuestros ambientes, y según nuestra vocación y nuestras posibilidades. No podemos permanecer inactivos cuando, después de dos mil años, quedan todavía pueblos que no conocen a Cristo y no han escuchado su mensaje de salvación.
Me complace en esta jornada remarcar que la Iglesia actual es muy consciente de su misión evangelizadora y, en especial el Santo Padre Benedicto XVI, está poniendo la vocación misionera de los cristianos como uno de los objetivos de su pontificado. Por esta razón ha decidido que el próximo Sínodo de los obispos, a celebrar en Roma del 7 al 28 de octubre del año 2012, tenga este tema de reflexión y para hacer propuestas de acción: ‘La nueva evangelización para la transmisión de la fe cristiana’.
Nuestra Iglesia de Barcelona desea también sintonizar con esta preocupación de la Iglesia universal. Por ello, continuando con la misma finalidad de fondo del anterior Plan Pastoral, con el nuevo Plan que fue presentado el pasado 25 de septiembre también pretendemos –como primer objetivo- que nuestra diócesis sea más misionera y evangelizadora.
La visita apostólica del Papa Benedicto XVI a Barcelona, y su presencia rodeado de una multitud de jóvenes con motivo de la Jornada Mundial de la Juventud en Madrid, nos animan al trabajo evangelizador. En Barcelona, el Papa nos exhortó ‘a todos los cristianos a revivir el encuentro personal y comunitario con Cristo, Palabra de Vida que se ha hecho visible, y a ser sus mensajeros para que el don de la vida eterna se extienda por todo el mundo. Participar en la vida de Dios es la alegría completa y comunicar esta alegría es un don y un trabajo imprescindible para la Iglesia’.
Con este espíritu, en ocasión del Domund, hemos de tener muy presentes en nuestra oración a los misioneros y misioneras, de manera especial a los de nuestra diócesis. Este colectivo honra a toda la Iglesia y merece nuestra solidaridad ya que anuncia, a menudo en medio de persecuciones, la persona de Jesús y su Evangelio en todo el mundo y está al servicio de las comunidades más pobres y necesitadas. Al anunciar el Evangelio, también se preocupan por la vida humana en sentido pleno, haciendo realidad aquello que decía el siervo de Dios Pablo VI: que en la evangelización no se puede prescindir de los aspectos que se refieren a la promoción humana, a la justicia, a la liberación de toda forma de opresión, evidentemente dentro del respeto a la autonomía del ámbito político.”



El obispo de Barbastro: “¡Gracias, queridos misioneros!”
OMPRESS-BARBASTRO (25-10-11) El obispo de Barbastro-Monzón, Mons. Alfonso Milián Sorribas, da las gracias a todos los misioneros en su carta pastoral dedicada a la campaña del DOMUND 2011.
“A todos los que colaboráis en la misión de anunciar a Jesucristo, os doy las gracias de todo corazón. Es el servicio más valioso que la Iglesia hace a la humanidad: darle a conocer a Jesucristo como camino, verdad y vida.
Quien se encuentra con Jesucristo y descubre que ha dado su vida por nosotros, perdonando y amando incluso a los que le quitaban la vida, ha descubierto el mejor tesoro. Quien se siente profundamente querido por Él, siente la necesidad de contarlo a los demás, para que también ellos se sientan amados por el amor más grande.
¡Qué bien sabéis todo esto los misioneros! Habéis dejado vuestra tierra y vuestra seguridad para dar a conocer a Jesucristo en países que carecen de los medios más elementales. Estáis dispuestos a dar la vida, si hace falta, con tal de que sirva para dar a conocer a Jesucristo e impulsar el desarrollo de esos pueblos tan necesitados de ayuda.
En este Domingo Mundial de las Misiones, el DOMUND, toda la Iglesia reza y ofrece su colaboración económica en favor de la actividad evangelizadora que lleváis a cabo en los países más pobres del mundo. Lugares donde todavía hay mucha gente que no conoce a Jesucristo y que, además, no dispone de muchos de los medios de vida más elementales para nosotros. Mediante el DOMUND se quiere despertar la conciencia evangelizadora y solidaria de los cristianos.
El lema que el Santo Padre ha elegido para el DOMUND de este año son estas palabras de Jesús: ‘como el Padre me ha enviado, así también os envío yo’, resaltando la última frase: ‘así os envío yo’.
Y es que todos somos enviados a evangelizar. Todos participamos, de una forma u otra, de la tarea misionera: los obispos, los sacerdotes, los religiosos y los laicos. Nadie está excluido, ni puede sentirse dispensado. Por estar bautizados y haber sido fortalecidos por el Espíritu Santo en la Confirmación, por alimentarnos de la Eucaristía, estamos llamados a compartir la buena noticia que hemos recibido. Es algo que debemos hacerlo todos los días, no sólo en este día del DOMUND.
Todos y a todos. Todos tienen derecho a conocer a Jesucristo y a recibir la salvación. Vemos en los relatos evangélicos que los que se encontraban con Jesús resucitado se sentían apremiados a dar a conocer la noticia. Un ejemplo extraordinariamente claro es el de los discípulos de Emaús, que al reconocer a Jesús salieron corriendo y de noche a decirlo a los demás discípulos.
Es un gozo ver a los misioneros en el tajo, transmitiendo la fe y ayudando a la gente para que sea protagonista de su propio desarrollo. Multiplican de este modo, de un modo sorprendente, las pobres ayudas que nosotros les enviamos.
Deseo que este Domingo Mundial de las Misiones reavive en cada uno de nosotros el deseo y la alegría de ir al encuentro de la humanidad llevando el anuncio de Cristo a todos.
Gracias, queridos misioneros. Gracias también a los que animáis, desde la Delegación Diocesana de Misiones, el espíritu misionero en nuestra Iglesia Diocesana. Y gracias a todos los que, de una u otra forma, colaboráis. Con mi afecto y bendición.”


WebJCP | Abril 2007